7 jul. 2012

Castro de Coaña

El castro de Coaña es el más popular de todos los que se conocen en Asturias. Esto se debe a lo temprano de su descubrimiento y a la gran extensión excavada a lo largo de casi 200 años de excavaciones.
Fue construido sobre una pequeña colina y delimitado por una gruesa muralla a la que precede un foso excavado en la roca.
Se conservan hasta ochenta cabañas que se distribuyen sobre la ladera NO sin orden aparente.  Entre ellas predominan las de planta circular y vestíbulo o rectangulares con esquinas redondeadas.
El núcleo más singular del poblado es el denominado Recinto Sacro que se extiende al pie de la Acrópolis, donde se descubrieron dos saunas  de tipo castreño. Son edificios exclusivos de los castros del noroeste de la Península (Portugal, Galicia y Asturias) que fueron interpretados durante mucho tiempo como hornos crematorios. En la actualidad se admite su utilización como saunas de origen prerromano que son adaptadas al gusto clásico durante época imperial (siglo I d. C.).
El castro estuvo habitado durante época romana aunque su origen podría remontarse a varios siglos antes de la conquista.
Distintos tipos de morteros y molinos